Carmel-by-the-Sea


Photo by Bill Marschall on Pexels.com

Bañada por las aguas del Pacífico, Carmel-by-the-Sea es una encantadora localidad que se sitúa al comienzo del famoso Big Sur, un recorrido con acantilados de esos que te dejan sin respiración y con unas vistas únicas. Dan ganas de pararse a contemplar el paisaje cada pocos kilómetros, lo cual no siempre es viable debido a la orografía del terreno y a la configuración de la propia red vial en la que, no obstante, sí hay establecidos distintos miradores para deleitarse con esos paisajes sin igual.

Foto de Google Maps

Entre sus curiosidades, es inevitable comentar que Clint Eastwood fue su alcalde en los años ochenta durante dos años. Cuando estuve allí en el verano de 2014, me llamó mucho la atención el ambiente del centro de la ciudad, con muchas cafeterías y restaurantes con bastante estilo y, sobre todo, por el elevado número de galerías de arte teniendo en cuenta el número de habitantes y la extensión de la propia localidad.

Según dicen, el nivel de vida es bastante elevado en Carmel. Junto a la playa, se pueden observar imponentes casas con unas vistas exquisitas hacia el océano pacífico. Sus playas son de arena blanca y tienen esa fragancia indómita de las que son aún vírgenes, aunque ni mucho menos se las puede considerar así. Sin embargo, esa naturaleza salvaje que crece en las proximidades de la arena le da ese halo de irreverente naturaleza que no quiere rendirse a la fuerza destructora del ser humano.

En sus proximidades, se encuentran lugares relevantes como la conocida localidad de Monterey, especialmente después de ser el enclave principal de la serie de HBO Big Little Lies, así como el emblemático Ciprés Solitario que resiste el paso del tiempo en el filo del acantilado de una forma asombrosa y única. También es muy destacable la Reserva Natural de Point Lobos, así como Spanish Bay, una preciosa playa situada al norte de la península de Monterey. Antes de finalizar, quisiera destacar la 17 Miles Drive  un camino escénico de pago a través de Pebble Beach y Pacific Grove que merece la pena recorrer por su espectacular belleza.

SUSCRÍBETE PARA NO PERDERTE LAS NOVEDADES

GRACIAS por leer y no dudes en dejar tus comentarios.

Categorías:Libros, ViajesEtiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

2 comments

  1. Es un lugar precioso, Ariel. El centro esta lleno de pequeñas tiendas, librerías, galerías de arte y cafeterías. Aunque el pacífico no sea en absoluto como el mediterráneo para bañarse. Las aguas están revueltas y prácticamente no hay orilla. Pero el lugar es fantástico.

    Me gusta

    • ¡A mí me encantó! Únicamente estuvimos unas pocas horas porque íbamos de ruta y me pareció un pueblo con un encanto especial y un ambiente cultural y social increíble. Muchas gracias por tu comentario, Pilar. Un abrazo fuerte

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: